Iván López nos habla sobre el cortometraje «Vulnerables»


cortometraje Vulnerables Vicente Ayala Sheila Amador Iván López

Origen del proyecto

El origen del proyecto parte una vez más de una necesidad. Cuando comencé a escribir Vulnerables, hacía tiempo que trabajaba en un proyecto de largometraje…había escrito dos personajes que por razones de estructura y contenido tuve que desechar. Descansaron en mi ordenador durante un tiempo hasta que se organizó la convocatoria del 25-SRodea el Congreso. Esa noche seguí las manifestaciones por televisión y sucedió lo que sucedió. Sentí una gran impotencia y encontré el contexto ideal para contar la historia. Una historia que habla de desesperanza, de ese sentimiento de vulnerabilidad que muchas personas sienten en esta época que nos ha tocado vivir. Podría haberme centrado en personajes más extremos que sufren hasta las últimas consecuencias lo peor de esta crisis, pero decidí contarlo desde el punto de vista de dos personas, que pese a vivir en mundos muy distintos, en el fondo, tienen sentimientos comunes. Esto les hace sentirse identificados y ver las cosas con algo más de esperanza.

cortometraje Vulnerables Vasni Ramos Iván López

Luego de ‘Mientras anochece’ donde hablabas de la soledad, ‘Odio los lunes’ donde tratabas el amor y ‘Cosas que olvidamos’ al respecto del paso del tiempo, ahora con este último trabajo vuelves a ahondar sobre las debilidades humanas, en este caso sobre la desesperanza. ¿Te sientes cada vez más cómodo tratando estos temas? ¿Por qué crees que se han convertido en recurrentes en tu obra?

No es que me sienta cómodo tratando estos temas. Son los temas que quiero tratar. Son temas que creo identifican a mucha gente. Temas con los que convivimos toda nuestra vida. Me gusta el cine de entretenimiento, pero cada vez tengo mas claro que hago cine para comunicarme. No concibo este oficio sin que lo que escribes o realizas tenga un mensaje con el que te comuniques con el «otro». Aunque parezca mentira soy una persona muy introvertida y muestro poco mis sentimientos en la vida real.. Cuando escribes es el único momento en el que cuento cosas que me preocupan y que mueven mi mundo interior y cuando termino un trabajo es el momento de compartirlo con la gente. No hago cine para satisfacer a un público, hago cine para comunicarme con el público…otra cosa es que ese público recepcione lo que ve en pantalla de mejor o peor manera. Todo lo que hago lleva una carga muy poderosa de sentimientos de todo tipo…el cine es el único formato en el que de momento sí que me siento cómodo para transmitirlos.

cortometraje Vulnerables Iván López

Vuelves a contar con Vicente Ayala al que le acompaña Sheila Amador. ¿Cómo ha sido trabajar con estas dos generaciones de actores?

Trabajar con Vicente Ayala es lo mejor que me ha podido pasar. He aprendido tanto con él que no podré pagarle todo el amor que he puesto por este personaje. Tengo que confesar que en uno de los ensayos en el set, cuando repetía su texto en una de las secuencias cumbre del corto, lloré en silencio viéndoles interpretar. Ayala es una actor que hace fácil lo más difícil. En el caso de Sheila Amador me ha encantado trabajar con ella, pese a tener poca experiencia en cine, posee unas tablas como profesional increíbles. Me ha transmitido una gran serenidad. Es entregada al cien por cien y también ha aportado mucho a su personaje. Ambos se han complementado a la perfección. Han sido profesor y alumno en la Escuela de Actores y eso sin duda ha ayudado mucho a que la química entre ellos haya sido enorme en pantalla.

Qué pretendías hacer llegar a la hora de contar esta película.

La moraleja es sencilla. La idea que subyace en todo esto es la necesidad de disfrutar de cada segundo como si fuera el último. La idea que entre tanta desesperanza y depresión, un instante de felicidad es lo que nos puede mantener con vida.

cortometraje Vulnerables Vicente Ayala Iván López

¿Cuál fue la parte más complicada a la hora de abordar este proyecto?

Pues para mí sobre todo la búsqueda de la actriz. Hice varios castings, muchas pruebas y aunque todas fueron muy buenas… no tenía nada claro de quién podría adaptarse mejor al personaje de «Alex» porque buscaba algo muy intenso, natural. En un principio pensé en Sheila Amador pero la llamé y se había ido a vivir a París. Así que para mí fue un chasco por que mi elección por ella fue instintiva. Comencé a buscar a otras actrices pero después de leer el guión Sheila me dijo que lo haría. Pese a ello le pedí que hiciera una prueba por skype y me conveció. Así que la trajimos desde Francia. Tanto físicamente como personalmente creo que se asemejaba mucho a lo que yo buscaba. El resto de la producción no fue tan difícil porque lo ciertos es que he contado con un equipo de producción y de rodaje maravilloso. Ha sido el rodaje más tranquilo y en el que más he disfrutado desde que hago cortos.

Anécdotas o algún hecho significativo al rodar esta historia.

El rodaje ha estado repleto de anécdotas. Pero quizás me haya quedado con dos imágenes. Una de ellas fue cuando rodamos una secuencia en el Pub Oclok de La Laguna.La jornada de trabajo comenzó a las siete de la mañana y acabó a las once de la noche.Era lunes y recuerdo que a la hora del almuerzo invadimos la calle para comer paella. Eramos másde 20 personas entre equipo, actores y extras. Imagínate a toda esa gente vestida con lentejuelas, zapatos de tacón,maquillados y con unas pintas de trasnochados a las 14.00 de la tarde de un lunes comiendo paella en plena calle. Aquello era para verlo.

cortometraje Vulnerables Vicente Ayala Iván López

Próximos proyectos

Hay muchos proyectos. Ahora estoy terminado la postproducción de un cortometraje que he rodado bajo la tutela del dramaturgo Oscar Bacallado que ha escrito un precioso y duro guión sobre la soledad de las personas en la tercera edad. Se titula Náufragos. Un metraje de tan solo 6 minutos pero tremendamente intenso.

Pero sin embargo en lo que intento poner mis cinco sentidos es en lo que quiero que sea mi primer largo de ficción. Por guiones que no sea, porque tengo hasta tres pendientes para sacar adelante. 3 historias muy diferentes. La primera de ellas es HAZME LO QUE QUIERAS. La historia de dos treinteañeros que buscan darle un sentido a su vida. Trata de dos personas que Iven una vida ficticia y de mentira y no tienen el suficiente valor para afrontar sus sueños. Quiero que sea mi primera película pero de momento seguimos trabajando en diseñar una campaña para conseguir la financiación.

La otra es ZOOSTATION, bajo un guión de Antonio Herrera. La historia de un inmigrante español que viaja a Berlín en busca de una chica que conoció la noche del fin de año de cambio de siglo. Una historia que nos lleva a los bajos fondos de la ciudad y que tiene como protagonista a la ciudad de Berlín y que habla del valor de la amistad. El proyecto está avanzado en su desarrollo, incluso ya ha participado de varios mercados de producción pero sigue pendiente de encontrar un productor sólido ya que la película se tendría que rodar casi por completo en Alemania.

El tercer guión es en el que llevo trabajando desde hace casi dos años. Una historia coral con personajes extremos muy del estilo de películas como 21 gramos, Crash, Traffic o Magnolia o El Odio. En ello me sigo devanando los sesos a día de hoy.

¿Cuál fue la última obra en cine que has visto y que más te ha impresionado? ¿Y por qué?

«En la casa» de Francois Ozon es una de las últimas películas que más me ha gustado ver en un cine. Su guión es magnífico y la serenidad y la elegancia tan simple con la que dirige, me parecen simplemente magistrales. A demás es un film que trata de contar historias…lo que más me gusta de todo esto.

cortometraje Vulnerables Sheila Amador Iván López

Trailer:

Previous Entrevista a Xavi Rull sobre su cortometraje ‘Grieta en la Oscuridad’
Next Entrevista a Jose Delgado sobre el cortometraje "Hola Mamá"